Archives

    0 0

    Seis soldados de la fuerza Armada de El Salvador (FAES) y tres elementos de la Policía Nacional Civil (PNC) obstaculizaron la labor informativa de un corresponsal de la Radio La Voz de Mi Gente, quien se dirigía hacer una cobertura en un punto de sanitización en la entrada del casco urbano de Tacuba, en el departamento de Ahuachapán. 

    El corresponsal pretendía  informar a los lugareños sobre las medidas preventivas que está impulsando la localidad ante la emergencia por el COVID-19, pero las fuerzas de seguridad no le permitieron realizar su trabajo. Cabe destacar que el corresponsal portaba su respectiva credencial de prensa.

    APES insiste a las fuerzas de seguridad de El Salvador que deben respetar el libre ejercicio periodístico, ya que la labor periodística está garantizada en el decreto ejecutivo 19 que está vigente.

      0 0

      Tres elementos de la Policía Nacional Civil (PNC) amenazaron a un corresponsal de Radio Victoria, en el departamento de Cabañas, quien se encontraba de turno el pasado viernes 10 de abril.

      La amenaza se dio mientras el reportero fue testigo de un abuso de poder de los policías hacia una persona que se encontraba afuera de la radio; al observar el abuso, el comunicador les preguntó por qué estaban maltratando y golpeando a esa persona y con un tono prepotente le respondieron “no te metas, que no es con vos”. 

      Uno de los agentes apuntó con el fusil al reportero y le dijo que no se metiera en ese asunto, de lo contrario se vería en problemas.  

      APES está vigilante de las vulneraciones contra el gremio periodístico. Asimismo, la gremial exige a la Fiscalía General de la República (FGR) hacer la investigación pertinente sobre los abusos de poder por parte de la PNC y a la corporación policial que haga las respectivas investigaciones y correcciones. 

        0 0

        Tres periodistas de la zona oriental fueron agredidos verbalmente e intimidados por Agentes de la División Jaguares de la PNC en Moncagua, San Miguel.

        Flor Lazo, corresponsal en oriente de la Prensa Gráfica, fue agredida por un agente policial a la entrada del cantón El Platanar de Moncagua, San Miguel.

        Relató Lazo, que ella andaba en cobertura de prensa y al estacionar su vehículo, vio la presencia de agentes de Fuerzas de Seguridad y se dirigió a un agente para preguntar si había pasado por el lugar Medicina Legal, al obtener la respuesta, decide continuar su camino; pero al retirarse, un agente le dice que se aparte, ya que le iban hacer un procedimiento; primero, le dijo que no tomara fotografías y vídeo, ya que ella había interferido en un procedimiento que ellos realizaban. Acto seguido, la detiene y le exigió sus documentos (Carnet de periodista y documentos personales) y les hizo tomas fotográficas a los documentos, las placas del vehículo.

        Al respecto, el agente acusó en general a los periodistas de estar a «favor de los pandilleros y crear mala imagen a la policía» y que por culpa de los periodistas la gente no confía en la policía.

        En concreto a la colega la amenazan con «perfilarla como pandillera».

        Otros periodistas de TVO y TVM en San Miguel, que regresaban de una cobertura, fueron testigos de la intimidación y también fueron intervenidos y los amenazaron con arrestarlos.

        De este caso la colega ha hecho las denuncias correspondientes ante FGR e Inspectoría de la PNC.